Posibles sanciones para empleados de la ciudad no vacunados

CHARLOTTE, Carolina del Norte — La vacunación entre personas empleadas por la ciudad de Charlotte no alcanzó la meta del 75%, lo que podría resultar en sanciones económicas para trabajadores que no se vacunen.

En un memo obtenido por el Canal 9 y emitido por el administrador de la ciudad de Charlotte, Marcus Jones, se establece que la tasa de vacunación para empleados de la ciudad aumentó del 62% al 70% después de que 679 empleados se vacunaron en septiembre durante el período de incentivos de la ciudad, durante el cual la ciudad ofrecía a todos los empleados vacunados $250 y $250 adicionales si el 75% de la fuerza laboral se vacunaba antes de fin de mes.

“Es decepcionante, pero no estoy muy sorprendida”, dijo la alcaldesa provisional Julie Eiselt. “Entiendo nuestro derecho a tomar decisiones sobre nuestro propio cuerpo, pero al mismo tiempo hay costos sociales que debemos considerar”.

Para aquellos que eligen no vacunarse, ya no serán elegibles para el Programa de Incentivo de Bienestar, que brinda una recompensa financiera a través de ahorros anuales en primas médicas o contribuciones de la ciudad para los empleados y cónyuges que participan y completan los requisitos de incentivos. Los empleados optan por el incentivo durante la inscripción anual.

Según el memorando, el programa tiene un valor promedio de $775 y el 95% de las personas inscritas en el plan de atención médica de la ciudad participan en él.

Con vigencia inmediata, la ciudad de Charlotte también requerirá la vacuna COVID-19 como condición de empleo para todos los nuevos empleados.

“Debemos asegurarnos de que estamos tomando todas las medidas, todas las precauciones, para mantener seguros a nuestros residentes y empleados”, dijo la concejal Dimple Ajmera.

Actualmente, la ciudad no requiere que los empleados no vacunados presenten pruebas COVID-19 semanales. Esa es una condición que tiene el condado de Mecklenburg. La ciudad está esperando directivas del Departamento de Trabajo sobre los requisitos de vacunación y pruebas de la Casa Blanca para los empleadores.

“Si el Departamento de Trabajo requiere que se reembolse a empleados no vacunados el tiempo o el costo de las pruebas, este requisito pesaría mucho en cualquier decisión final que tomemos en relación con las pruebas o los requisitos de las vacunas”, dijo Jones en su memo. “Hasta este momento, los programas de prueba han sido difíciles de implementar. Cualquier programa que estructuremos estaría diseñado para ser eficiente y minimizar el costo para la ciudad”.

[RELACIONADO]