• Preocupa más a iraníes la economía que la tensión con EEUU

    By: Por MEHDI FATTAHI y NASSER KARIMI, Associated Press

    Updated:
    TEHERÁN (AP) - En toda la capital de Irán, la conversación siempre parece volver a cómo las cosas pueden empeorar.

    Abatidos por las sanciones estadounidenses y su depreciado rial, las 80 millones de personas de Irán luchan por comprar carne, medicamentos y otros alimentos básicos de la vida diaria. Ahora se preguntan acerca de las intenciones de Estados Unidos mientras traslada un portaaviones y otras fuerzas a la región ante una amenaza aún inexplicable que percibe de Irán.

    The Associated Press habló con varias personas en las calles de Teherán recientemente. La mayoría cree que no habrá una guerra en la región, aunque siguen dispuestos a defender a su país. Piensan que Irán debería de dialogar con Estados Unidos para ayudar a su economía anémica, incluso cuando ven al presidente Donald Trump como un adversario errático e indigno de confianza.

    “Trump no es predecible en absoluto y uno no sabe cómo reaccionar y qué es lo correcto de hacer ante él”, dijo Afra Hamedzadeh, un funcionario público de 20 años y universitario. "Dado que él controla la economía global, de alguna manera nos quedan pocas opciones".

    Pero las opiniones varían en Teherán dependiendo de si habla con alguien que sale de las oraciones del viernes, en un taxi compartido o afuera de las cafeterías populares entre los jóvenes.

    "Si Estados Unidos pudiera hacer algo, ya habría hecho muchas cosas", dijo Zoherh Sadeghi, una mujer de 51 años que sale de las oraciones y que lleva chador. "No puede hacer nada. No puede hacer nada".

    Esa es una opinión compartida por el oficinista de 35 años, Massumeh Izadpanah.

    "Cuando alguien sigue asustándote significa que aún no están listos para la guerra. Cuando alguien realmente quiere la guerra, comienza de inmediato. Como cuando Irak nos atacó, de repente lanzaron bombas", dijo. "Pero en este momento, Estados Unidos simplemente dice ‘ahí voy’ a asustar a Irán”.

    Desde que Trump retiró el año pasado a Estados Unidos del acuerdo nuclear que Irán firmó con potencias mundiales, la televisión estatal ha centrado cada vez más la atención en los heridos de la guerra con Irak, en la década de 1980.

    En el vecindario de Javadieh, al sur de Teherán, el veterano Mohammad Ali Moghaddam dijo que estaba listo para pelear nuevamente.

    "Yo animaría a mis tres hijos y nietos para que también defiendan a Irán", dijo Moghaddam, un soldador de 58 años.

    Next Up: